La falta de sueño es una de las principales causas de accidentes

Conducción

25 jul, 2011

E-mail
sueno

Manejar sin el descanso suficiente tiene los mismos efectos de manejar bajo los efectos del alcohol. Por eso, hoy ésta es una de las mayores causas de accidentes automovilísticos. Acá te contamos sobre la importancia de dormir bien a la hora de conducir y las señales que indican que tu cuerpo necesita un descanso.

Que la falta de sueño o la mala calidad de éste afectan la capacidad de conducir y genera una mayor propensión a tener un accidente es algo que la mayoría de las personas que conducen saben. Ahora ¿realmente dimensionan la gravedad de manejar con pocas horas de sueño?

Al parecer no, y así lo hemos visto en los cada vez más comunes accidentes carreteros, donde por lo general la falta de sueño termina siendo la causante de la pérdida de muchas vidas.

Y es que estudios demuestran que quienes llevan 24 horas sin dormir tienen las mismas consecuencias en su organismo que alguien que tiene una alcoholemia de 0.8.

Cuáles son las consecuencias de la falta de sueño.

  • Disminución de la capacidad de concentración.
  • Aumento de los tiempos de reacción. Los reflejos están más lentos frente a algo que se cruza en forma intempestiva.
  • Alteración en el procesamiento de información, ya que no hay capacidad de juntar un estímulo con otro de manera adecuada.

Es importante tener en cuenta que a la hora de conducir hay que ir con las mejores condiciones psicofísicas posibles, que influirán en nuestro tiempo de reacción. En el mejor de los casos el tiempo de reacción es de 0,75 segundos. A 120 km/h eso traducido a metros son 25 metros. Si no hemos descansado bien se alarga ese tiempo, y por tanto, esa distancia. Es una cuestión muy delicada, pues durante ese tiempo, el auto circula sin ningún control.

Cifras

Los accidentes por falta de sueño son muchas veces más graves que los causados por otros motivos, ya que se ha determinado que en estos últimos muere una por cada 30 personas y en los relacionados con el sueño fallece una de cada 10.

También se ha demostrado que los hombres menores de 30 años, conductores profesionales o quienes trabajan en turno están más expuestos a sufrir un accidente, y que las personas que duermen poco o mal en forma crónica, tienen cuatro veces más posibilidades de sufrir un accidente que alguien que, por ejemplo, tomó medicamentos para dormir y quedó con los efectos al día siguiente.

Cómo evitarlos

Es importante estar atento a señales como el bostezo continuo, el no poder mantener una velocidad constante y cuando, a pesar de bajar las ventanas y subir el volumen de la radio, se sigue somnoliento, ya que lo más probable es que el sueño termine venciendo al conductor.

Los que tienen problemas de somnolencia, la noche anterior deben dormir más de 6 horas, y si van a conducir, más de 7 horas. Además, deben evitar manejar entre 2 y 6 de la mañana y entre 2 y 4 de la tarde, porque en ese horario el cuerpo tiene mayor propensión al sueño.

Dormir de 20 a 30 minutos es lo más eficiente si se tiene que seguir conduciendo y hay que cumplir con horarios. Según especialistas, una siesta ayuda a mejorar los niveles de concentración y seguir funcionando con menor riesgo.

Lo más importante finalmente es ser responsable y tener en cuenta que si manejas sin haber descansado lo suficiente, no sólo pones en riesgo tu vida si no que la de los demás.

Fuentes: http://ow.ly/5FwLQ y direcmed.cl

Escrito por: admin

Artículos relacionados



Comenta este artículo

Para comentar este artículo conéctate con tu red social favorita o regístrate con tu cuenta de correo electrónico.